viernes. 14.08.2020
El tiempo
Navarra Digital

SENEO presenta la experiencia en España sobre la COVID-19, los neonatos y las embarazadas en un webinario

Pantalla de inicio del webinario “SARS-COV2 y riesgo de co-infecciones en recién nacidos y lactantes de alto riesgo”. 

FOTO: CAROLINA VÁSQUEZ
Pantalla de inicio del webinario “SARS-COV2 y riesgo de co-infecciones en recién nacidos y lactantes de alto riesgo”. FOTO: CAROLINA VÁSQUEZ
SENEO presenta la experiencia en España sobre la COVID-19, los neonatos y las embarazadas en un webinario

La coordinadora de la Comisión de Infecciones Neonatales, Belén F. Colomer, ha presentado los datos recabados de 82 hospitales del país por la Sociedad Española de Neonatología (SENEO) para retratar la experiencia en España sobre la COVID-19 y los neonatos, así como el protocolo para el manejo de la mujer embarazada y el recién nacido.

Lo ha hecho en el webinario titulado “SARS-COV2 y riesgo de co-infecciones en recién nacidos y lactantes de alto riesgo”, donde también han participado el virólogo Octavio Ramilo y el neonatólogo Néstor Vain.

El Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad contactó con SENEO el 2 de marzo para realizar un protocolo de manejo de la mujer embarazada y el recién nacido en el contexto de infección por la COVID-19.

La primera versión del protocolo se lanzó el 6 de marzo bajo la guía del consenso de expertos de China sobre el manejo y control del coronavirus en neonatos y la experiencia contada por médicos y expertos italianos a los españoles. “Recomendaciones para el manejo del recién nacido en relación con la infección por SARS-CoV-2” fue realizado por un equipo de once mujeres, incluida Belén F. Colomer, y bajo la supervisión del presidente de la SENEO, Manuel Sánchez-Luna.

A diferencia del protocolo chino, el español no prohíbe el alojamiento conjunto con la madre (separar al niño de la madre) ni la lactancia materna para evitar el contagio. La última versión, la 6.2, fue realizada el 25 de mayo. El documento puede consultarse en el siguiente enlace: https://www.seneo.es/~josepr23/sociedades/SENEOv1/images/site/COVID/Recomendaciones_SENeo_SARS-CoV-2_Version_6.2_27052020_.pdf

El esquema de manejo del Ministerio de Sanidad muestra dos posibles casos y sus respectivas actuaciones cuando una madre es positiva en COVID-19: un recién nacido asintomático o uno sintomático. En el caso de los asintomáticos, se opta por dejar al niño con la madre, independientemente de si el resultado de la PCR del neonato es negativo o positivo. En cuanto al recién nacido sintomático, es aislado, pero sin procedimientos diferentes a como se maneja a un recién nacido normal, como puede ser la reanimación.

El protocolo también indica que debe hacerse dos cribados a todos los recién nacidos: uno a las 4 horas después de nacer, y otro, a las 48 horas. Esto, sin importar si son asintomáticos o sintomáticos. De esta manera, se puede asegurar no tener falsos positivos o falsos negativos.

Datos sobre la COVID-19, los neonatos y las gestantes

Ana Remesal, jefe de servicios de Salamanca, llamó a F. Colomer para notificarle de la existencia de madres asintomáticas a las cuales se les recibía en los hospitales sin ningún tipo de medidas y que presentaban síntomas y positivo para coronavirus después de dar a luz. Estos casos ponían en riesgo a los sanitarios, por lo que se tomó la decisión de cribar a todas las embarazadas desde principios de abril.

Con esta llamada, se inició además un registro para obtener datos de casos españoles para analizar los distintos escenarios a los que se enfrentan los sanitarios y cómo manejarlos, así como para conocer mejor la relación entre el virus, las gestantes y los recién nacidos.

El registro se realizó bajo dos casos posibles: hijo de madre positiva para coronavirus y un neonato COVID-19 positivo por contagio posnatal. Participaron en los daros recabados de marzo a junio 82 hospitales de 37 provincias y más de 100 neonatólogos.

Según los datos, 606 neonatos nacieron de madre positiva para coronavirus. La Comunidad de Madrid registró 299 casos y Cataluña, 132. Por su parte, Andalucía y Murcia, con la mayor cantidad de nacimientos al año en España, registraron solamente 18 y 16 casos, respectivamente.

De los 606 neonatos, 486 eran asintomáticos, y de estos, 430 negativos. Los sintomáticos (119) no presentaban como tal un cuadro de coronavirus, y solamente tres fueron positivos. En cuanto a cuidados, el 80 % de los asintomáticos no fueron ingresados al hospital y se optó por el alojamiento conjunto con la madre o por un cuidador sano.

De las 597 gestantes (nueve embarazos gemelares), el 50 % de ellas eran asintomáticas y el 33 % que presentaba síntomas lo hizo de manera leve. F. Colomer ha apuntado que “la sintomatología de las embarazadas es igual que el de la población general”.

Los casos de mujeres asintomáticas que dieron a luz con PCR positivas incrementaron junto con el crecimiento de casos en el país. Sin embargo, el número de embarazadas en estado grave por la COVID-19 se redujo, sin presentar casos en junio. F. Colomer ha comentado que aún no existe una explicación, pero “infectólogos y virólogos italianos lo atribuyen a que, con el paso del tiempo, la carga viral se vuelve más baja en los infectados”. Asimismo, “puede deberse a que el virus puede estar mutando, y a lo mejor las mutaciones sean formas más leves del virus, aunque esto no está demostrado”, ha agregado.  

Por otro lado, ha comentado que se han guardado muestras de líquido amniótico, placenta y leche materna para estudiar si la COVID-19 afectó de alguna manera y en qué grado estos elementos, además de si existe o no una transmisión vertical de inmunidad. El estudio GESNEO-COVID es realizado por el Hospital Materno Infantil Gregorio Marañón en Madrid y otra investigación se lleva a cabo en el Hospital Vall d’Hebron en Barcelona.

En los casos de neonatos positivos para COVID-19 se encuentran todos aquellos que tuvieron un contagio posnatal. Se dieron 40 casos en 21 hospitales de los 82 colaboradores. De estos, 26 son llamados casos comunitarios (contagio en sus domicilios) y 14, nosocomiales (contagio estando ingresados en el hospital). Muchos de los casos nosocomiales se dieron en niños que habían estado en contacto con sus madres días antes de que estas reportaran síntomas, aunque seis de estos fueron contagiados por personal sanitario. El primer caso de un neonato infectado en España fue nosocomial por parte de la madre, registrado el 26 de febrero.

F. Colomer ha concluido con base en los datos recabados que no se han evidenciado casos de transmisión vertical, la madre y el recién nacido no deben separarse, la lactancia materna no debe interrumpirse y no se debe prolongar la estancia de neonatos asintomáticos, aunque debe hacerse un seguimiento tras el alta (los neonatos también se infectan por los mecanismos habituales).

Asimismo, ha recordado que se deben seguir con importante atención las medidas de control de infección y asilamiento en las Unidades Neonatales y comunicado que el registro sigue abierto para que los sanitarios de los distintos centros sigan colaborando.

Comentarios