Navarra Digital

El alumnado de la Escuela Taller de Horticultura y Jardinería del Ayuntamiento de Pamplona recibe los diplomas que certifican su capacitación laboral

20 personas de 17 a 27 años, un 30% de ellas mujeres, se han formado durante 20 meses en la especialidad y competencias complementarias
jardineria_jgv0260_0
Escuela Taller de Horticultura y Jardinería. Foto Ayuntamiento de Pamplona
El alumnado de la Escuela Taller de Horticultura y Jardinería del Ayuntamiento de Pamplona recibe los diplomas que certifican su capacitación laboral

Esta mañana se ha clausurado la undécima edición de la escuela Taller de Horticultura y Jardinería finaliza. 20 jóvenes de 17 y 27 años, un 30% de ellos mujeres han estado formándose durante 20 meses de manera teorico-practica, tanto en esta especialidad, como en una serie de actividades complementarias. Como resultado, han podido recoger sus Certificado de Profesionalidad de Horticultura y Floricultura (AGAH0108) que registra 600 horas de formación y que acredita la capacitación de la personal en esta materia de cara a su inserción laboral. Ahora se iniciará un itinerario individualizado de obtención de empleo.

En el acto de entrega de diplomas, además del alumnado e Iñaki Amigot, como director de la escuela taller, han participado la concejala delegada del área de Servicios Sociales, María Caballero, y la directora de ese mismo área, Olivia Elizari. El perfil de la celebración ha sido un poco diferente de lo habitual y no ha habido invitados presentes en cumplimiento de las normas de seguridad sanitaria, unas medidas de prevención que también han marcado gran parte del tiempo de formación gracias a de los planes de prevención aprobados en la desescalada.

Las Escuelas Taller del Ayuntamiento de Pamplona están cofinanciadas por Gobierno de Navarra a través del Servicio Navarro de Empleo y forman parte de las políticas activas de empleo del Consistorio desde 1998. En concreto ese año en las instalaciones de Casa Irujo en el parque de Aranzadi arrancaban las Escuelas Taller de “Recuperación de Cañadas” y de “Jardinería, viveros y recuperación de riberas”. Desde entonces y de manera ininterrumpida, se han celebrado nuevas ediciones de esta Escuela Taller en lo que hoy es el Centro de Formación para el Empleo Aranzadi.

Trabajar por la ciudad

El programa se divide en una fase inicial de corta duración (becada) y en otra fase más larga en el que se formaliza un contrato de formación y aprendizaje dentro del que el alumnado realiza trabajos encargados por el propio Ayuntamiento. Es la llamada ‘obra social’, trabajos que revierten en la propia ciudad. En este caso los dos de mayor entidad han sido el mantenimiento de las zonas verdes de la parte este del parque de Aranzadi y la producción hortícola en los invernaderos de la propia escuela, producción en fresco que ha sido destinada al banco de alimentos para su distribución.

El alumnado se ha encargado también de otras intervenciones en la ciudad como el mantenimiento y cuidado del jardín y del espacio del Servicio de Asistencia a Domicilio de la calle Aoiz, del entorno verde de la biblioteca de Etxabakoitz y de la zona anexa a la calle Ximénez de Rada, la poda y limpieza el paseo del parque Paderborn, en Buztintxuri, la eliminación de un ejemplar de especie invasora en el patio del Centro Comunitario de Bartolomé de Carranza o la plantación de jardineras de aceró cortén para la avenida de Carlos III.

Entre las materias impartidas al alumnado desde que comenzó su formación en octubre de 2019 están la manipulación de productos fitosanitarios, agroecología y arte floral aplicado a la jardinería, además lo relativo al carné de Conductor de carretilla elevadora y conocimientos en prevención de riesgos laborales y primeros auxilios. En la escuela Taller se han realizado, además, sesiones sobre igualdad de género en el sector agrario, sensibilización ambiental digitalización y alfabetización informática y formación en competencias digitales

 

Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad