Navarra Digital

Sustrai Erakuntza solicita en el Parlamento de Navarra la mejora del ferrocarril actual y el abandono del proyecto del TAV

Fundación Sustrai Erakuntza
Fundación Sustrai Erakuntza
Sustrai Erakuntza solicita en el Parlamento de Navarra la mejora del ferrocarril actual y el abandono del proyecto del TAV

La fundación Sustrai Erakuntza ha comparecido en el Parlamento de Navarra para explicar su informe sobre la posibilidad de transportar mercancías sobre las vías del Tren de Alta Velocidad que se está construyendo en Navarra. Hay que tener en cuenta que una de las razones principales que los diferentes gobiernos aducen para realizar esta infraestructura es la supuesta mejora que traería al transporte de mercancías por Navarra, dado que aumentaría su utilización en detrimento del camión…

Sin embargo, del análisis de la información relativa a la materia concluimos que es muy complicado que se puedan transportar una cantidad significativa de mercancías en las vías de Alta Velocidad, excepto la paquetería que se pueda llevar en los propios trenes de pasajeros que ahora circulan, y similares.

Así, la CEOE ha afirmado reiteradamente que las líneas de Alta Velocidad “no son en ningún caso líneas fiables ni acordes para transportar mercancías”. Además, critican el exceso de gasto realizado en esta infraestructura, mientras las vías convencionales que si llevan mercancías se dejan sin mantenimiento. Por ejemplo, la Fundación de Estudios de Economía Aplicada (Fedea), que tiene entre sus patronos al Banco de España, indica en sus estudios que “la inversión en Alta Velocidad ha detraído muchas de las inversiones en el desarrollo y mantenimiento de la red convencional”.

Y este tipo de análisis también ha llegado a algunos organismos oficiales. Es el caso del Tribunal Europeo de Cuentas, que en su análisis del TAV en el Estado Español ha encontrado graves problemas por “sobrecostes”, “previsiones de tráfico demasiado optimistas”, “análisis de coste y beneficio mal hechos”, y por la no realización de “un análisis crítico de la sostenibilidad a largo plazo”. A similares conclusiones ha llegado la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIREF). Este organismo fiscalizador, creado por el Gobierno del Estado, ha determinado que la rentabilidad socioeconómica del TAV es “entre nula y mínima". Por ello, propone aumentar los gastos para la mejora del ferrocarril actual y reducir las inversiones en nuevas vías de Alta Velocidad.

En Navarra el proyecto de Tren de Alta Velocidad data de los tiempos “del ladrillo y el hormigón”. El trazado fue aprobado en 2004, y proyectado para trafico solo de pasajeros. Así, el que fue consejero de Fomento, Anai Astiz, explicó como habría tramos del TAV navarro que no podrían llevar mercancías, por sus excesivas pendientes. Y en 2017 se explicó el proyecto al Consejo de Dirección del Consorcio de Alta Velocidad Comarca de Pamplona, indicando que la conexión del polígono industrial de Landaben para trafico de mercancías se realizaría utilizando las vías en ancho ibérico del tren convencional.

De este modo, vemos como se pretende crear una doble red ferroviaria. Las nuevas vías del TAV se usarían solo para el transporte de viajeros a largas distancias y en Alta Velocidad. Y las vías del tren convencional, con su secular déficit de mantenimiento, para el transporte de mercancías y de los pocos servicios de viajeros de cercanías que quedan.

Y todo ello cuando la mejora del ferrocarril actual en Navarra es sencilla, dado que prácticamente toda la infraestructura está preparada para la implantación de una segunda vía sin realizar apenas obras. Esto aumentaría la capacidad de nuestra red ferroviaria para llevar trenes, tanto de pasajeros como de mercancías.

Estos días está pasando sin pena ni gloria la Semana Europea de la Movilidad, en la que no se ha realizado ninguna propuesta para mejorar el ferrocarril en Navarra. Lo mismo ocurre con el Plan Director de Movilidad Sostenible para Navarra, que el Gobierno de Navarra va a aprobar en breve, y que tampoco parece que vaya a incluir ninguna acción sobre el ferrocarril, ni siquiera de manera tangencial.

Y sin embargo, se trata del medio de transporte más sostenible, porque permite transportar tanto mercancías como pasajeros, dando servicio tanto a las comarcas navarras por las que pasa para sus desplazamientos de cercanías, como a los de largo recorrido. Es por lo tanto, el único medio de transporte que es capaz de quitar coches y camiones de las carreteras, algo que el TAV no puede realizar ni para las mercancías, ni para las cercanías.

De este modo, Sustrai Erakuntza ha solicitado al Parlamento de Navarra que planifique una nueva política ferroviaria para nuestra comunidad. Que den los pasos necesarios para que se realicen inversiones que mejoren la red actual ferroviaria, para mejorar el transporte de viajeros, especialmente el de cercanías, así como para aumentar la cuota del transporte ferroviario de mercancías. Y que paralicen las actuales obras del TAV, dado que son un dispendio económico, un despropósito ambiental, y no servirán para hacer mas sostenible el transporte en Navarra.

Fundación Sustrai Erakuntza

Páginas Web: www.fundacionsustrai.org y www.sustraierakuntza.org

Correo electrónico: [email protected]

Comentarios