Navarra Digital

¡VAYA SEMANITA!

Entrevista a Andoni Agirregomezkorta

Conocido por todos, gran actor humorista.
Quien le ha visto en la pantalla lo asocia a disfrutar y reír, algo difícil en los tiempos que corren.
Hoy, desde Navarra Digital, hemos querido charlar con Andoni Agirregomezkorta.
image0
Andoni Agirregomezkorta
Entrevista a Andoni Agirregomezkorta
-Cuéntanos un poco, ¿Cómo fueron tus inicios en el mundo del humor?

Diría que el humor ya lo traigo incorporado desde que nací. Siempre me ha gustado consumir y ofrecer humor. A nivel profesional fue en la interpretación, no el humor o la comedia en sí, en lo que me quise iniciar y fue haciendo cursos en distintos talleres y escuelas donde empecé. Tuve la suerte de empezar enseguida a hacer publicidad, teatro, figuración en tele y cine y casi sin darme cuenta estaba viviendo mi gran sueño.

 

                  -¿Se valora a los humoristas como se debe? ¿Es España un país con buen humor?

Ocurren cosas curiosas con el humor... Se dice que es más difícil hacer reír que hacer llorar (algo que por cierto no acabo de entender) y sin embargo se valora menos a los actores cómicos que a los dramáticos. En el caso de los humoristas creo que se desconoce cuánto tienen que trabajar para salir adelante. En España hay mucho y buen humor pero en los últimos años estamos dando pasos atrás, tantos como se están dando en libertad de expresión. Hay gente haciendo gran humor a la que se le mira con lupa y cuestiona hasta la mínima coma, a veces por intereses muy retorcidos.


-En tiempos de pandemia...¿Pasa el humor por un buen momento?

Dan menos ganas ¿verdad? No, no se puede decir que pase por un buen momento. No es buen momento para casi nadie, salvo para las farmacéuticas. Siempre se puede hacer humor de lo que vivimos, pero a nivel profesional cuesta mucho conseguir poner cualquier espectáculo ante el público en esta situación.


-¿Hasta qué punto es importante la formación en tu oficio? ¿Se puede decir que hay que tener algo innato?

Cuando te refieres a mi oficio te refieres a la interpretación, a ser actor, supongo. Algo hay, creo yo, dentro de cada actor, actriz o humorista que es innato, que le da ese toque que te hace pensar “sí, esto es lo suyo” pero la formación siempre te hace crecer. Hay quien nace con un gran talento y lo moldea con formación y quien nace con un talento oculto que aflora al formarse...

-Si mirases atrás en tu carrera... ¿Con qué momento profesional te quedarías?

El día que “Vaya Semanita” recibió el premio Ondas. Veníamos del boom del programa, de la culminación de mi sueño de vivir de la interpretación y nada menos que en aquel programa que yo vi con admiración en su primer año, y de golpe y porrazo gran parte del equipo se va y me ponen a mí, al “nuevo”, a presentar el programa. Recibir el Ondas fue para mí un espaldarazo, lo sentí como si alguien me dijera “lo estás haciendo bien, chaval”. Lo estábamos haciendo bien.


-¿Qué le falta y qué le sobra al humor?

Le faltan tomárselo como tal, le falta gente que entienda que el humor es una herramienta muy útil de terapia, de crítica, de denuncia que además se usa buscando la risa y no la ira o el odio. Y le sobran censores profesionales y amateurs.


-A una persona de tu trayectoria, ¿Qué es lo que más le gusta a la hora de trabajar?

¡Todo! Es lo bueno de trabajar en lo que a uno le gusta. Me encanta arrancar un proyecto nuevo, crear el personaje, su universo, conocer nuevos compañeros, hacer nuevos amigos, flipar con su talento y creatividad... Lo que más me cuesta probablemente sea escribir guiones, cuando me toca. Pero que me cueste no significa que no me guste ni mucho menos.

-¿Cómo de diferente es el público del norte del de el sur? ¿Muchas diferencias?

El público del norte está más arriba en el mapa y normalmente va más abrigado. No, en serio, no creo demasiado en esos tópicos. El público es diferente siempre y en todo lugar. En cada teatro te encuentras a un público distinto o, mejor dicho, te encuentras que el público reacciona de de diferente modo. Incluso en un mismo teatro el púbico de la 1ª función del día es distinto del de la 2ª porque todo ha cambiado. Cambian las personas, cambia el estado de los actores, cambia la temperatura, cambia la atmósfera... Es otra de las fascinantes maravillas de nuestro oficio.

-¿Echas de menos alguno de los proyectos en los que has trabajado? ¿Por qué?

La verdad es que no. Es inevitable sentir cierta nostalgia de vez en cuando pero desde luego lo que siempre espero con muchas ganas es la llegada de un nuevo proyecto que me lleve a nuevos retos.

-¿Que consejo darías a los y las jóvenes que quieren seguir tus pasos?

Lo primero ya lo tienen, saber cuál es su pasión. Si de verdad tienen claro que se quieren dedicar a esto a por ello. Eso sí, tienen que saber que es una profesión muy dura. Los actores, actrices o humoristas que conocen son solo una pequeña parte de los que intentar salir adelante cada día. En estos tiempos de pandemia el 97% de los actores no tienen suficientes ingresos para subsistir. Es una barbaridad. Si aún sabiendo eso sigues soñando con subirte a un escenario, adelante, a por ello, merece la pena. Pero aprender además alguna otra cosa por si en algún momento te hace falta recurrir a algún otro trabajo no le hace daño a nadie. Y dejará más tranquilos a tus padres.


-Ronda final

Una película, una canción, un libro, una estación del año, un color, una frase…

“Cuando Harry encontró a Sally”, “Soledad” de Jorge Drexler, “El mundo de la tarántula” de Pablo Carbonell, otoño, rojo, “De cada 10 personas que ven televisión, 5… son la mitad” Les Luthiers.


Muchas gracias Andoni, ha sido un verdadero placer compartir contigo. 
¡Eres leyenda amigo..!

Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad