martes. 16.07.2024
El tiempo
Navarra Digital

OPINIÓN

GUERRA Y PAZ

Archivo
Archivo
GUERRA Y PAZ

En un mundo marcado por tensiones políticas, guerras y desigualdades, la paz se presenta como una necesidad urgente. A pesar de los avances en tecnología y comunicación, seguimos enfrentando desafíos que amenazan la estabilidad global.

Las Naciones Unidas, se crearon con el objetivo de “salvar a las generaciones futuras del azote de la guerra”, sin embargo, la paz sigue siendo esquiva, es la pieza que falta en nuestro rompecabezas mundial.

Los conflictos actuales afectan a millones de civiles, la vida para ellos es un “infierno mortal, cotidiano y hambriento”, se debería de buscar un alto el fuego y una solución de los Estados.

La industria armamentística es un negocio lucrativo, la venta de armas genera ingresos muy significativos para los países exportadores, las empresas de defensa influyen en las políticas gubernamentales para mantener y expandir sus mercados.

Los países venden armas para fortalecer relaciones diplomáticas y alianzas estratégicas y algunas veces, la venta de armas se utiliza como herramienta de influencia en asuntos internacionales, algo que los países poderosos buscan para mantener su hegemonía global y proteger sus intereses, pero existe un gran debate sobre la responsabilidad moral de vender armas a regiones o países en conflicto, algunos argumentan que se debe de considerar el impacto humanitario y los derechos humanos, antes de vender armas, pero como siempre, llegamos a la misma conclusión, “el dinero es poderoso caballero”, y si quienes provocan las guerras, tuvieran que ir a luchar al frente, seguro que habría menos conflictos.

La única solución para la paz, pasa por un continuo dialogo y negociación, esenciales para intentar resolver los conflictos, además de fomentar la comprensión mutua y la tolerancia desde temprana edad, saber abordar las causas subyacentes de los conflictos, como la pobreza y la desigualdad.

Además de mayor control de armamentos y reducir su proliferación, también hacer justicia, garantizando la rendición de cuentas por violaciones a los derechos humanos, porque a pesar de los tiempos turbulentos, debemos responder a los llamamientos de paz de la población.

La paz es un grito de guerra y una llamada a la acción, ya que juntos podemos tejer un mundo más pacífico, porque la paz mundial no es un lujo, sino una necesidad imperante, por ello debemos unirnos en la búsqueda de soluciones y trabajar incansablemente para construir un futuro donde la paz prevalezca sobre los conflictos.

Comprendo que todo esto puede parecer una utopía, pero es algo muy importante a tener en cuenta, mirando las generaciones que nos sucederán y que lo que se pretende es simplemente que puedan vivir en paz.   

CONCHI BASILIO

Conchi Basilio
Conchi Basilio

 

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad